Se duerme mejor entre Memory Foam y sueños
Una dieta sin excesos

Una dieta sin excesos para dormir más y viceversa

Estar a gusto con tu cuerpo es un tema difícil para todos. De ahí salen quizá, los mayores problemas de inseguridad y autoestima de muchos. Si hubiese un plan fijo para alcanzar el bienestar y corregir todo esto, mejorar la dieta y el sueño serían los primeros pasos. El mayor sacrificio es lidiar con el aumento de peso y aquí tienes todo para comenzar. 

¿Por qué tengo más antojos cuando no duermo bien?

¿Alguna vez has oído a alguien mencionar la palabra “grelina”? Si la respuesta es sí, resulta que te han hablado de la hormona del hambre: grelina o ghrelina es su término médico. Se le conoce también como la hormona del apetito porque precisamente es la que te recuerda que tienes hambre. A ella puedes culpar por tu aumento de peso.

Esta hormona gástrica regula el apetito trabajando a través de la sangre y viajando hasta el cerebro. Cuando pasas horas sin comer, la grelina corre hasta tu cerebro para “alertarlo”; segundos después, se te antoja cualquier cosa. El estómago libera la grelina cuando falta alimentación y deja de liberarla sólo después de que vuelves a comer.

¿Qué otras hormonas intervienen en el metabolismo?

●  Melatonina (regulador de los horarios de vigilia y sueño)

●  Leptina (conocida como la hormona de la saciedad)

●  Cortisol (hormona del estrés)

●  Insulina (controla los niveles de insulina y evita sufrir resistencia a esta o a la diabetes)

●  Hormonas tiroideas (principal reguladora del metabolismo)

●  Grelina (la hormona del hambre)

¿Ves todas las hormonas que intervienen en tu metabolismo y apetito? El descanso es fundamental para mantener el equilibrio de todas estas hormonas. Por ejemplo, está evidenciado el impacto que tiene el mal sueño sobre la hormona grelina. Los adultos “privados de sueño” tienden a sentirse menos llenos que los que duermen más de siete horas.

Por esto es que se insiste tanto en los efectos negativos del desvelo, tomando en cuenta que dormir menos horas de lo recomendado, altera directamente el funcionamiento de casi todo el cuerpo, el resultado: aumento de peso.

 Cada especialista te dirá que lo ideal es que duermas lo suficiente, y si te falta motivación para hacerlo, recuerda que tu peso depende de ello. 

¿Por qué dormir es imprescindible para perder peso?

dormir es imprescindible para perder peso

Aún con la explicación anterior, probablemente sigues sin ver una relación entre esto y el aumento de peso. Ya leíste cómo podrías engordar más rápido si no aprovechas los horarios de descanso. Ahora, dejando de lado los daños del desvelo, puedes ver los beneficios del sueño: ¿por qué dormir es imprescindible para perder peso?

Descansar adecuadamente ayuda al equilibrio hormonal. Si respetas un buen horario de sueño, es más fácil que tu organismo mantenga niveles saludables de insulina, cortisol, grelina, etc. Después de una noche realmente reparadora, tu cuerpo no necesita estímulos para funcionar, de esta manera vas eliminando azúcares y evitas dañar tu figura.

●  Con eso también previenes enfermedades a largo plazo.

●  El constante desequilibrio hormonal puede dejar huellas permanentes en tu organismo.

●  Tu rendimiento físico y mental dependen enormemente de todo esto.

●  Dormir adecuadamente es más que obligatorio para los atletas.

●  Evitas el aumento de peso.

Con buen sueño, te sientes lo suficientemente bien como para hacer intensa actividad física. Difícilmente verás a alguien desvelado correr kilómetros por la calle como cualquier persona saludable. Necesitas esto si te preocupan tus kilos, porque el ejercicio es una forma extremadamente efectiva de prevenir el aumento de peso.

Hazlo también por tu salud mental: Alyssa Lundahl y Timothy D. Nelson, psicólogos del departamento de Psicología de la Universidad de Nebraska-Lincoln, confirman que el buen sueño no solo mejora los hábitos alimenticios, sino que también ayudan a mantener los niveles de estrés y previene la falta de energía y la impulsividad.

Mal sueño, mala dieta ¿Y al revés?

Mal sueño, mala dieta ¿Y al revés?

Se trata de todo un ciclo. Si no arreglas tu insomnio, tendrás cada vez más antojos. Estos antojos (azúcares, grasas, carbohidratos) a la vez van haciéndote más difícil conciliar el sueño. Todo empieza por evitar comidas pesadas y poco saludables ¿Ahora ves lo difícil que es prevenir el aumento de peso? Hay todo un trabajo detrás, pero no es imposible.

BBC News publicó una nota al respecto hace varios años. Ahí se aseguraba que la costumbre de consumir azúcares y grasa durante el día tienen un efecto sobre el sueño. La consecuencia más clara sería perder el beneficio “reparador” al dormir”. Lo ideal es proveer al cerebro los nutrientes apropiados para mantener mejor el ritmo vigilia-sueño. 

noticias sobre dormir mejor y más

El aumento de peso es uno de los temas más estresantes para las mujeres. Muchas invierten en dietas “perfectas” y buscan ayuda en el gimnasio. La inversión que en serio necesitas está en tu comodidad, y eso es sinónimo de Luuna. Empieza por cambiar tu habitación y saca provecho del buen dormir. Con el equilibrio que esto provee, la dieta y el ejercicio darán su verdadero resultado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Dormir bien y llegar hasta la fase REM es clave para cuidar nuestra mente, cuerpo, salud y nuestra capacidad para reaccionar de manera más efectiva a los estímulos del día a día.

Hay muchas razones para tener un buen descanso y varias maneras para lograrlo.

Bienvenidos a REM, el lugar donde están nuestros sueños más profundos.